miércoles, 22 de mayo de 2013

AGENT OF CHANGE. Sharon Lee y Steve Miller (1988)



-La Space Opera de toda la vida con muchos toques de thriller de acción.- 

 photo DSC07888_zps7a6ab7c9.jpgGénero. Ciencia ficción.

Lo que nos cuenta. Val Con es un agente especial encubierto entrenado por el Departamento de Interior Liaden. Tras una misión, y de forma totalmente fortuita, interviene en una situación callejera potencialmente letal para salvar a Miri Robertson, una antigua mercenaria con asuntos pendientes con el crimen organizado de los Juntavas. Varias situaciones les llevan a trabajar juntos para enfrentar a las diferentes amenazas que les acechan. Octavo tomo de la serie basada en el universo Liaden y primero de la línea narrativa (“Secuencia”, para este proyecto literario tan ambicioso y no muy famoso todavía) Agent of Change.

Mi opinión. Novela con mucho ritmo e ideas interesantes, con personajes algo más cuidados de lo habitual en propuestas de esta índole pero principalmente a través de sus motivaciones y no de su perfil psicológico, que cuida mucho los detalles que la convierten en una Space Opera, con mucha acción, para todos los públicos, con un fondo riquísimo que sólo se acierta a intuir, con algunos huecos en la trama pero con muchísimas ramificaciones de la misma, con un poquito de exopolítica, algo de sensiblería y muchísima acción.

Destacado. El concepto del “cambio” (change), algunas capacidades de Val Con, los Clutch y el ritmo vertiginoso de la novela.

Potenciales evocados. Más Bujold que Banks, pero ninguno de los dos en realidad; mezcla de momentos de Recuerdo todos mis pecados, de Babylon 5, de las tendencias de Greenland pero más serias e, incluso, de James Bond.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Aporte sin miedo, pero aporte, por favor ...

Linkwithin